Los Andamios Motorizados de piñón-cremallera consisten en una plataforma de trabajo móvil que se desplaza verticalmente a lo largo de uno o dos mástiles. Sus componentes son modulares y fáciles de instalar.

Permite trabajar de forma cómoda y segura, reduciendo de manera importante los tiempos de montaje y trabajo respecto a otros andamios y posibilita trabajar siempre en una misma posición. Su uso más habitual es permitir el acceso a obreros y materiales de construcción a todos los puntos de un edificio en construcción o en proceso de rehabilitación, en obra civil, mantenimiento industrial o construcción naval.

Con este tipo de plataformas se consigue el equilibrio perfecto entre robustez y facilidad de montaje, sin contar con el elemento más importante: la seguridad de los usuarios.